sábado, 24 de septiembre de 2011

Compromiso por la dignidad


Después de leer la magnífica entrada en el blog de Miguel Ángel Santos Guerra con el título "Luchar por la dignidad", me reafirmo en lo comentado en mi entrada anterior  "Otro curso que empieza y no es un curso cualquiera".

Creo que es el momento de defender y reivindicar la dignidad de la educación como servicio público, es la hora de los maestros y profesores, como dice Miguel Ángel Santos , "Se puede vivir la realidad como destinatarios pasivos o como actores críticos y comprometidos. Hombres y mujeres de la educación tenemos que pasar, como decía Paolo Freire, de una mentalidad ingenua a una mentalidad crítica. De una postura acomodada a una postura beligerante. De una actitud derrotista a una actitud optimista esperanzada".

Nos estamos jugando mucho, más de los que algunos se creen , puede que mañana nos lamentemos de lo que no hagamos hoy , primero empezando por nosotro mismos, trabajando más y mejor si es necesario y luego reivindicando la escuela como pilar real y verdadero del bienestar de un país.

2 comentarios:

angel almela dijo...

Dices bien, Domingo, y como también escribe el profesor Santos Guerra“ (…) Dentro de cincuenta años usted y yo seremos un recuerdo, o un olvido, pero no lo serán nuestros hijos ni nuestros nietos: para ellos será este país mal educado o bien educado, según lo que hoy se haga por la educación.

(…) Dentro de cincuenta años no será más que un número lo que se invierte ahora en seguridad, no le servirá a nadie lo que se haya gastado en campañas políticas, no será ni recuerdo qué comportamiento tuvo la Bolsa este año o a cuánto cotizaba el dólar. Lo que sí se notará visiblemente es lo que hoy se invierta en educación.

Pues eso, que nos va demasiado en esto como para que venga Esperancita a humillarnos.

LaU dijo...

Ya es hora de que a la educación se le de la atención que merece, ya que de ello depende las futuras generaciones.